Chiruca logra el sello completo de huella de carbono

Calzados Fal, fabricante de Chiruca, ha logrado el sello completo (calculo, reduzco y compenso) de Huella de Carbono. La compañía está inscrita desde hace años en el listado de empresas que calculan este factor que tiene en cuenta todos los gases efecto invernadero emitidos por efecto directo o indirecto de un individuo, organización, evento o producto, en este caso en la fabricación de botas.

Con este sello, emitido por el ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Calzados Fal demuestra su participación en el registro y refleja el grado de esfuerzo acometido por la empresa en la lucha contra el cambio climático. Lo que se trata con este sello es medir el impacto medioambiental de todo el proceso que lleva a cabo la empresa en la producción del calzado Chiruca, evaluar el impacto ecológico de sus productos y de sus acciones medioambientales.

Esfuerzo por reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero

Chiruca es una empresa comprometida con el Medio Ambiente, que fomenta los esfuerzos medioambientales y que trabaja activamente en el ámbito de la sostenibilidad. En su labor continua para reducir su impacto medioambiental se ha esforzado tanto por reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero con proyectos de absorción de dióxido de carbono,que por fin ha alcanzado su objetivo: compensar su huella de carbono, logrando así el sello del ciclo completo.

Se ha llegado a compensar el 50% a través de la plantación del Bosque Chiruca en el municipio de Bergasa (La Rioja), una arboleda de 16 hectáreas en el que se plantaron 6.000 encinas. Para la Huella del 2017 se prevé, además de la reducción, el poder compensar el 100%, y se ha pensado en enriquecer el Bosque desde el punto de vista de la biodiversidad tratando de imitar al bosque autóctono, plantando alguna especie más, como serbales, robles, arces… siendo el árbol mayoritario la encina pero salpicando alguna otra especie que dará cambios de color en otoño y que evitará el aspecto de monocultivo, con un total de 15.000 árboles.

Refleja el grado de esfuerzo acometido en la lucha contra el cambio climático

El sello nace con una doble finalidad. Por un lado, facilita a las organizaciones demostrar su participación en el registro y, por otro lado, permite reflejar el grado de esfuerzo acometido por las mismas en la lucha contra el cambio climático.

Dentro del sello hay que distinguir entre aquellas organizaciones que calculan su huella de carbono y se encuentran en la senda de reducir sus emisiones, de aquéllas que ya reducen y de aquellas que compensan. El sello, por tanto, permite identificar tres niveles de participación: cálculo de la huella de carbono, su reducción y su compensación. Calzados Fal ha logrado el ciclo completo.

 

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies